• Martes 19 de Junio del 2018

Black Panther y la expiación de Marvel, con mucho dinero ganado en el proceso

La película Black Panther se estrenó el 15 de febrero en los cines de Nicaragua. VOS DALE/Tomado del sitio ew.com

Soy de los que creo, por más que me encante el género, que el cine de superhéroes va colapsar en un corto plazo. Hay demasiados productos, de calidad dudosa la mayoría, y la creatividad para los enfoques deja a veces mucho que desear. Sin embargo, el último en caer en esta batalla inevitable será Marvel Studios. Y lo hará dando pelea. Lo siento DC Comics, a menos que pase un milagro, ustedes será de los primeros en morir.

Marvel Studios está claro de este panorama y por eso planifican sus proyectos como si fuesen una estrategia de guerra. Han aprendido de sus errores más dañinos. Las cabezas de grandes directores como Joss Whedon y Edgar Wright han rodado, debido al excesivo control creativo que Kevin Feige, el mandamás de Marvel Studios y compañía, ejercían sobre los proyectos.

Leé además: Hollywood y su relación de amor-odio con el periodismo

Esto no ha sido en vano. Es claro en los últimos productos Marvel que la creatividad de directores y escritores está más presente en los proyectos finales. Y todo en clave gradual. Primero fueron los hermanos Russo y Captain America: Civil War. Este especie de Vengadores 2.0 fue un experimento, exitoso, sobre manejo de muchos personajes.

Luego con Spiderman: Homecoming, Marvel dejó que el director Jon Watts convirtiera la primera aventura del trepamuros en una fresca comedia de adolescentes, con continuas dosis de acción. Luego subieron la parada. La franquicia Marvel menos exitosa era Thor. Marvel dejó rienda suelta al excéntrico director Taika Waititi y este entregó Thor: Ragnarok, la película sobre el dios del trueno mejor valorada y la más rentable. La clave: Convertir la oscuras aventuras de Thor en prácticamente una comedia de acción, llena de chistes y gags de buena manufactura. Todo esto ocurría, mientras James Gunn se divertía a sus anchas con las aventuras espaciales de Los Guardianes de la Galaxia. Y finalmente, llegó Black Panther.

Podés leer: Oscar y Razzies: Omisiones de lo bueno e inclusiones de lo malo del cine en Hollywood

Con Black Panther, Marvel Studios aplicó la misma fórmula. Primero un buscar a director que en su currículum no tuviese ningún blockbuster asignado. Alguien que se hubiese destacado con producciones modestas y fuera del canon taquillero. Lo encontraron en Ryan Coogler, quien entró en el radar por darle un nuevo aire a la saga de Rocky, con la película Creed. Luego, respetar la visión del director. Black Panther es una película que ha sido alabada por su entrega total a la diversidad racial y sexual. Es una película en que solo dos personajes blancos tienen papeles relevantes, las mujeres son fuertes e inteligentes y rescata con cariño y respeto las raíces africanas. Todo esto, mientras el héroe salva al mundo. Nada mal para un género señalado de ir en declive. Tal vez, sólo tal vez, Marvel puede salvar a los superhéroes, lo suficiente para que DC Comics logre tener algo más que aportar al género. Habrá que esperar.

VIDEOS

MEMES

¡QUÉ RICO!

Gifs para compartir

  • ¿Qué piensas de tu hermana?
  • ¡Buenos días!
  • Cuando alguien dice "Tacos"
  • Es lunes y las ganas de no hacer nada lo saben
  • ... Y qué pensás del Miss Nicaragua
  • Cuando estás triste
  • Good morning
  • Sentimiento de viernes